"¿Y si voy al cine sola?



Hace tiempo, creo que en uno de los momentos más tristes de mi corta vida, escribí varios post en una especie de desahogo y desarrollo personal; recuerdo que en uno de ellos escribí una lista de cosas que tenía que hacer (LEER AQUÍ). En esta lista tenía 6 cosas por hacer, de las cuales me faltaban 2, entre las cuales estaba:
"Asistir al cine sola"
Cosa que no había cumplido por diferentes razones, una de ellas, el miedo al "¿qué dirán?", pero hace unos días, aburrida en mi casa, y después de marcar a la mayoría de mi lista de contactos, me armé de valor y dije:
"¿Y si voy al cine sola?
Y esto fue lo que ocurrió...

Para explicárselos de una mejor forma, se los contaré en 5 pasos, a los cuales llamo, PRUEBAS.

Prueba 1. Pedir UN boleto.
Y así fue, me lancé a Macroplaza, entré a Cinemex y pedí un boleto para la película "Sinsajo.

Prueba 2. Ir a la dulcería.
Estaba a aproximadamente 30 minutos para empezar, y como ya tenía bastante tiempo sin ir al cine, creí que tenía el tiempo contadísímo, me dirigí a la dulcería y pedí de todo:
Palomitas grandes
Un hot dog
Nachos
Soda grande
Todo eso para mi solita.

Prueba 3. Esperar para entrar.
Después de malabarear con todo lo que había pedido, al llegar a la entrada de las salas, me dijeron:
-Faltan 15 minutos para que la película inicie, aún no puedo dejarte pasar-
Y yo solamente pensé:
-¿Qué voy a hacer?La gente me va a mirar.
Pero no podía hacer nada, así que fui y me senté en una de las mesitas, saqué mi libro y me puse a leer.

Prueba 4. Eligiendo UN asiento o tal vez DOS.
Cuando por fin pude entrar, me dirigí a la sala, aún seguía algo temerosa del "¿qué dirán?",  ya habían comenzado los anuncios y la sala estaba a obscuras,sólo rogaba por no caerme. Encontré un asiento y me senté, como siempre lo hago, tomé dos asientos y me puse cómoda.

Prueba 5. Y al salir.
Por alguna extraña razón, todos estaban en pareja, salían juntos de la mano y riendo; yo salía sorprendida por la increíble película que acababa de ver, y en mi mente:
"WOW ya quiero ver la siguiente".

Y así superé el gran temor de ir al cine sola, superé mis 5 pruebas.

En conclusión:
Disfruté la película, disfruté ese momento conmigo y después me pregunté:
¿Por qué jamás lo había hecho?
Me he perdido muchas películas por no tener con quien ir.

Si tú aún no te ánimas, te invito a que lo hagas y sobre todo me cuentes de tu experiencia.
Nos vemos en el próximo post








Share this:

, ,